Me aburre el azul plano del cielo…..

muestra nubes
Siempre me sorprendió la belleza de las nubes, su suavidad , su ingravidez, sus formas.
El como cambian de matiz según incida la luz. Me gustan blancas, me gustan grises.
Me gustan cuando destacan en el azul profundo del cielo o cuando amenazan apretadas con mil matices de gris, desde el mas sutil al mas denso.

cielo

Me gusta el tono del cielo cuando toca el horizonte, cían mezclado con blanco y una pizca de ocre.
Me gusta el azul oscuro encendido que toma el cielo en el lado opuesto a la puesta de sol.
Me gusta ver moverse las nubes empujadas por el viento.
Quizá su belleza radique en solo poder mirarlas y su tacto imaginarlo. Por eso no me importaría que fuera eso cierto que cuando mueres te vas al cielo.

Si miró hacía atrás veo que este gusto por las nubes viene de lejos.
Desde niña me asustaba el infinito, quizá por que no entendía el concepto y también por no poder abarcarlo. Y todo aquello que iba mas allá de mi mirada me parecía infinito, el mar, el cielo. Jugando con todo ello intente limitarlo.

limitando el inf

“Limitando el infinito”

limitando el inf 2

Maqueta: “Proyecto para una habitación de nubes”…

Luego comencé a retratarme en el cielo, aquella que habitaba en las nubes.

Aquella que habita en las nubes
” Aquella que habita en las nubes”

ananube para web

con la cabeza en las nubes

“Con la cabeza en las nubes”

También las atrapé para coleccionarlas a modo de reliquias

nube3
nube4
bote

“Me obsesionó su belleza
Quería poseer su ingravidez, su sutileza
Siempre en lo más alto, flotaban sobre mi cabeza
Un día conseguí atraparlas, convirtiéndolas en objetos
La tristeza provocó su llanto…
y su llanto derramó todo el Azul del Cielo”

Y me di cuenta que es una historia que viene de lejos…
Por que nunca pasa la misma nube por mi cielo.

diptico nube

Comments

  • Tineta Vich

    Aupada en una de tus nubes, he vuelto a ser esa niña que descubrió que sus sueños eran diferentes, que se sentía incómoda con las cosas “normales” y que no entendía porqué nadie más parecía percibir que mi mundo era distinto.

    Tus palabras e imágenes me han recordado que la felicidad no es un sueño, siempre que no nos olvidemos que, de vez en cuando, tenemos que compartir “nuestra nube” con las personas que amamos. Gracias!

  • Your method of telling the whole thing in this article is in fact good, all be able
    to easily be aware of it, Thanks a lot.

Leave a Comment